Oración a San Expedito para vencer adversidades


San Expedito  fue un  comandante de la legión de soldados romanos, que pasó a ser defensor de los mártires del cristianismo, a partir de su conversión, cuestión que le costó la vida, pues fue sacrificado a causa  de su fe cristiana por orden el emperador Dioclesiano.

Cuenta la historia que el momento de su conversión se le aparece un cuervo que decía: cras cras cras lo que fue interpretado como mañana, mañana, mañana, a lo que Expedito respondió: hodie, hodie, hodie; que traducido significa: hoy. Acto seguido, sometió al cuervo con su pie izquierdo y abrió su corazón al cristianismo.

Es conocido por la devoción popular, en varios países del mundo como el patrono de las causas justas, urgentes  e imposibles, también como protector de los militares y jóvenes estudiantes.

Oración a San Expedito para vencer adversidades

¡Oh valiente soldado romano,
que atendistes oportunamente el llamado de Dios,
interceded por mí, ante Jesucristo el redentor
y concédeme tu protección.

Ayúdame a fortalecer mi coraje,
a tomar decisiones acertadas y oportunas
a no dejarme influenciar por nada ni nadie,
como lo hicistes tu, cuando pisoteástes el cuervo
que os quería manipular.

San Expedito, dígnate en escucharme,
por la fe que os profeso,  atiende  mi plegaria,
y concédeme la gracia,
de convertirte en el perpetuo Socorro
de mi alma atribulada, de mi agobiado corazón

Pués tú,  oh glorioso  guerrero,
que conoces bien el dolor,
tienes la virtud de solucionar nuestras dificultades,
con mucha celeridad
por grandes e imposibles que parezcan.

Santo mártir, abogado de las causas justas,
ayúdame a vencer cada uno de los obstáculos
que en mi andar pueda encontrar,
librando siempre la batalla, ante cada adversidad
ten misericordia de mí y hazme levantar

San Expedito, gran combatiente
por mi bien, requiero vencer cada vez
por tanto te imploro que me des tu mano,
no me dejes sólo, es lo que yo clamo.

Amén